fbpx
La aerotermia cuadruplica el rendimiento y la eficiencia de sus principales alternativas de calefacción

La aerotermia es un sistema que gana terreno en el sector energético por sus múltiples beneficios respecto a las opciones tradicionales

El respeto al medioambiente, la combinación de refrigeración y calefacción o un mayor ahorro económico y de gasto de energía son algunas de las razones por las que cada vez más usuarios apuestan por la instalación de aerotermia, un sistema que se estima que incrementa un 400% el rendimiento de las alternativas de calefacción, tales como calderas de gas, gasoil o biomasa.

Pero, ¿qué es la aerotermia?

La aerotermia es un tipo de bomba de calor, que funciona obteniendo la energía en forma de calor del aire exterior (de ahí “aero” – “termia”) para introducirla en el interior de un inmueble.

Su mecanismo consiste en un ciclo frigorífico, como sucede con las neveras, salvo que, en este caso, puede generar tanto frío como calor; esto es así porque cuando se encuentra en calefacción, el medio exterior (en este caso del aire) se encarga de subir la temperatura en la etapa fría de este ciclo, la evaporación, mientras que en refrigeración, se invierte el ciclo y el medio exterior hace descender la temperatura en la etapa de condensación, que es conocida como foco caliente.

Con los sistemas de aerotermia que combinan refrigeración, calefacción y el sistema ACS, está demostrado que se incrementa hasta un 400% el rendimiento de la caldera, por lo que se ha convertido en una alternativa realmente beneficiosa para quienes recurren a ella para acondicionar a su gusto sus instalaciones.

Un sistema cada vez más extendido en las viviendas

En 2019, se experimentó un fuerte incremento de contactos para la instalación de sistemas de aerotermia, un modelo que, según fuentes expertas del sector, será el predominante en los próximos años en cuanto a nuevas contrataciones y renovaciones de calefacción y ACS.

Por lo tanto, se considera la aerotermia como el medio del futuro para abastecer de climatización a las viviendas y locales de todo el país, gracias a sus grandes beneficios ya comprobados respecto a otras opciones.

Ventajas de recurrir a instalaciones aerotérmicas

Son muy numerosos los beneficios de apostar por este tipo de sistemas tanto para frío como para calor, entre los cuales destacan los siguientes:

  • Mayor rentabilidad: debido a su elevada eficiencia y a su coste contenido en comparación con otros sistemas como la geotermia, se considera una de las opciones más atractivas para cualquier usuario, ya que tiene un rendimiento cuatro veces mayor que cualquier caldera de combustión (gas, gasoil o biomasa) o caldera eléctrica. De esta forma, a pesar de tratarse de una inversión superior a la mayoría de sus alternativas, el desembolso realizado para este sistema se compensa en muy pocos años. Cabe destacar que, en la mayoría de ocasiones, es más seguro y más rentable invertir en sistemas de energía renovable (como aerotermia y fotovoltaica) que invertir en renta variable, depósitos bancarios, fondos de inversión o deuda soberana.
  • Confort: un sistema de este tipo, que mantiene una temperatura estable durante toda la jornada y distribuye la temperatura deseada de forma homogénea, supone un plus para la comodidad de las personas que disfrutan de él.
  • Refrigeración además de calefacción: otra de las grandes bazas de la aerotermia es que, además de calefacción, puede refrigerar los espacios a través del circuito de radiadores o suelo radiante, gracias a la posibilidad de invertir el modo de funcionamiento.
  • Sostenibilidad: se estima que, en comparación con otras alternativas de calefacción, como las basadas en gas natural, propano, gasóleo o resistencias eléctricas, se reduce entre un 55% y un 80% las emisiones de CO2 escogiendo las instalaciones aerotérmicas.
  • Sinergias con instalaciones fotovoltaicas: en relación al punto anterior y dado que las instalaciones fotovoltaicas están experimentando últimamente una fuerte demanda, las instalaciones de aerotermia ayudan a aprovechar la producción de los paneles solares, sobre todo en verano, cuando hay mayor irradiación solar disponible y ésta puede aprovecharse para refrigerar la vivienda de forma “gratuita”.
  • Preparadas para el futuro de la transición energética: Europa y otras naciones están apostando fuertemente por un modelo energético que elimine los combustibles fósiles y supla la energía para los consumos en calefacción, transporte y electricidad de la sociedad a través de energías renovables (eólica, fotovoltaica, solar térmica, etc.). Para esto es necesario, entre otros, electrificar la calefacción de las viviendas, lo cual se consigue mediante el empleo de instalaciones de aerotermia.
  • Mejor calificación energética: ganar algunas posiciones en la escala energética redunda en diversos beneficios adicionales, como una revalorización de la vivienda en caso de querer venderla o arrendarla.
  • Rapidez de instalación y adaptación a instalaciones anteriores: las instalaciones no suelen durar más de tres días y se aprovechan los sistemas existentes, como conducciones, suelos radiantes o radiadores.
  • Independencia energética: este tipo de instalaciones ayuda a los usuarios y a los países a ser independientes de fuentes de energía exteriores como el gas natural y el petróleo y derivados, sobre todo cuando se combina con fuentes renovables como la energía fotovoltaica, lo cual redunda en una menor sensibilidad hacia las fluctuaciones de precio y un aumento del PIB.

Como has podido comprobar, son muchas las razones por las que cada vez más personas recurren a la instalación aerotérmica a través de empresas como Enerpop, un referente en el sector con amplia experiencia en estos trabajos.

Por su compromiso con la honestidad y el medio ambiente, el respeto a las normativas y la rapidez y profesionalidad en su labor, han mantenido su prestigio como líderes en instalaciones aerotérmicas en los últimos años.

Fuente: La Razón

Categorías: Blog
Abrir Whatsapp
¿Necesitas ayuda?
HOLA:
DÉJANOS TU MENSAJE O
ENVÍANOS TU FACTURA ELÉCTRICA